Mi príncipe.

Mi príncipe no está lejos de aquí... él camina despacio por ahí, pero se aburrió de ser azul y ahora su alma es verde frenesí. Mi príncipe suele llevar un caramelo en el bolsillo, un beso helado en la boca y un tulipán rojo o amarillo. By: Ana Carranza.

Anuncios

La cruda realidad.

Abrió los ojos y los volvió a cerrar, abrió los ojos y vio el mundo lleno de maldad. Cerró los ojos y ya no quiso volver a la cruda realidad. By: Ana Carranza.

Cuatro minutos.

Cuatro minutos bastaron para hacerme sentir, las muchas emociones que hasta ahora en mí descubrí. Cuatro minutos bastaron para ver nuestro futuro pasar, para comprender que no puedo ni quiero sin ti un segundo estar. By: Ana Carranza.  

Mi mayor miedo.

Porque mi mayor miedo es dormir a tu lado, despertar un día y sentirnos en nuestra cama como extraños, que nuestro amor bonito ya no esté a nuestro lado... haberlo poco a poco olvidado. By: Ana Carranza.

Hay tanto que quise…

Hay tanto que quise y no pude tener, hay tanto que desee decir y las palabras no quisieron ceder, hay tanto en realidad que amaría hacer; pero ya no encuentro el camino a mi alma noble, a mi antiguo ser... y caigo al suelo día a día sin entender, por qué la esperanza esta noche... Leer más →

Cada una de mis piezas.

Eres quien me desarma con una caricia, y al mismo tiempo eres capaz de armarme con una sonrisa; como si fuera un rompecabezas, y sólo tú has descifrado y sabes dónde va cada una de mis piezas. By: Ana Carranza.

Sujétame.

Sujétame con tus manos fuertes, acaríciame el alma con tu mirada y ámame todos los días sin importar nada. By: Ana Carranza.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑